Hola

Por razones de la vida ahora tengo otro blog, completamente diferente, y escribiendo en él me he acordado de este.

He sentido mucha ternura al volver a navegar por teresalamarquesa, ver cómo era y pensar en lo que soy ahora.

Muchas gracias a todos los que un día me leísteis, y a los que por internautas despistados lo seguís haciendo.

Teresa

409223_346390465377337_1937432371_n

Deja un comentario

Archivado bajo Personal

Luces de neón.

Pedazo de editorial visto en zanita.

Deja un comentario

Archivado bajo Me gusta, Moda

Eso es así.

Via Miss at la playa

1 comentario

Archivado bajo Frases, Me gusta

¡¡Ya es verano!!

Si Estrella Damm lo dice… comienza la estación estival.

2 comentarios

Archivado bajo Me gusta

Y siguiendo con el amarillo…

… ¡¡Quiero ese esmalte de Chanel!!

Dentro de la próxima colección Les Fleurs D’Ete. Lo han llamado mimosa, inspirado en el tono de la flor.

Habrá que esperar hasta principios de mayo.

1 comentario

Archivado bajo Me gusta

Mirillo.

Deja un comentario

Archivado bajo Moda

Sadako Sasaki.

Qué casualidad. Publiqué esta historia hace cinco años en un fotolog que tenía y ahora se ha hecho famosa.

Aquí la repito.

Era una pequeña habitante de Hiroshima cuando lanzaron la bomba atómica. Sobrevivió. Diez años después le detectaron leucemia por culpa de la radiación a la que había estado expuesta durante la explosión.

En Japón la garza es el símbolo de la longevidad. En su estancia en el hospital empezó a hacer garzas de papel, y se propuso a ella misma que si llegaba a las 1000 se curaría y viviría. No llegó.

Apartir de ese momento sus compañeros de clase decidieron acabarlas por ella y entregarlas en un pequeño altar en su memoria. Hoy es uno de los monumentos más importantes del parque de la paz de dicha ciudad y cientos de niños en el mundo entregan sus garzas de papel en recuerdo de Sadako.

Es una pequeña muestra de las vidas que se truncaron a las 8:15am de un 6 de agosto de 1945. Que parece que ahora nadie se acuerda de que murió TANTA gente por culpa de nosotros mismos, no de la naturaleza.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized